Desarrollo del lenguaje de 0 a 6 meses

Tienes a tu peque en brazos, a penas con semanas o pocos meses y mientras le observas con chispitas de amor en los ojos, empiezas a imaginar. ¿Cómo será cuando se siente? ¿Cuándo ande? ¿Cuáles serán sus primeras palabras? ¿Qué me contará?

Son muchas las etapas por las que va a pasar tu peque, son muchas las primeras veces que va a vivir. Pasado el tiempo es muy fácil recordar con exactitud cuando empezó a caminar, pero cuesta más ser preciso para indicar cuando empezó a hablar.

Photo by Marcin Jozwiak on Unsplash

El desarrollo del lenguaje es un proceso bastante complejo y desde que nace el bebé hasta que empieza a decir sus primeras palabras puede llegar a pasar todo un año. A lo largo de este tiempo, el bebé está recibiendo muchísima información necesaria para este aprendizaje.

El bebé comunica desde que nace, lo hace mediante el lenguaje corporal. Por ejemplo, si tiene hambre, girará su cabecita buscando el pezón para agarrarse y succionar. Cuando tras sus señales no se ha satisfecho su petición, entonces va a recurrir al llanto para comunicar que le pasa algo. A pocos días de nacer es capaz de reconocer la lengua materna.

A lo largo del desarrollo del lenguaje podemos distinguir dos etapas:

  1. Etapa prelingüística, va desde el útero hasta lo 12 meses de edad. Es un periodo en que el bebé empieza a entender antes de poder hablar.
  2. Etapa lingüística, va desde los 12 a los 36 meses y es cuando se da la explosión del lenguaje.

El proceso de aprendizaje se construye desde dentro hacia afuera, es por eso que no nos damos cuenta de que el bebé está aprendiendo a hablar en su primer año de vida.

Pero, sí podemos identificar algunas formas de comunicación del bebé según su edad. Hoy me quiero centrar en sus primeros 6 meses de vida, es cuando empiezan a emitir sonidos. Es positivo hablarles y empezar a establecer turnos de palabra para que nos escuche y nos comunique cosas.

En sus primeros dos meses de vida:

  • Empieza a realizar sonidos de arrullo o gorjeos.
  • Las vocalizaciones son reflejas.
  • Responde con la mirada y el movimiento ante sonidos y voces conocidas.
  • Mueve la cabeza buscando sonidos.
  • Sus acciones no tienen objetivo, no sabe que su comportamiento tiene efecto a terceros

Entre el 2º y 4º mes:

  • Sonríe cuando te ve.
  • Empieza a balbucear con entonación y copia los sonidos que oye
  • Articula las vocales de forma muy clara.
  • Entiende señales no verbales como gestos o entonaciones

Del 4º al 6º mes:

  • Reacciona a sus propios sonidos
  • Reacciona cuando se menciona su nombre
  • Usa la voz para expresar si está contento o no
  • Articula consonantes como la p, n, m, d y las pueden unir a vocales.
  • Presta atención a la música
  • Responde a los cambios en el tono de voz

En sus primeros 6 meses comprende elementos no fonéticos como son la mímica, las miradas, caricias… aunque también algunos fonéticos como es la melodía, el tono de voz y el ritmo.

¿Cómo favorecer a su desarrollo?

  • Copia sus sonidos y háblale.
  • Dedícale momentos tranquilos para leerle o cantar.
  • Nombrar lo que hay alrededor o lo que estáis haciendo o va a suceder
  • Cuando tenga interés por un objeto, nómbralo, descríbelo
  • Utilizar ilustraciones llamativas.

El Baby Signs es una herramienta muy completa para favorecer el desarrollo del habla. Les hablamos más, les explicamos más cosas, les leemos y les cantamos.

COMPARTE!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
× ¿Cómo puedo ayudarte?