Las 6 preguntas más frecuentes sobre el Baby Signs

¿Has llegado al Baby Signs, pero todavía te surgen algunas dudas?

A continuación voy a resolver las preguntas más frecuentes que suelen hacer los padres.

Foto de Negocios creado por katemangostar – www.freepik.es


¿Cuándo se puede empezar?

Puedes empezar cuando quieras, lo significativo no es el cuándo, sino la constancia. La clave del éxito es la constancia. Pero, si que es verdad, que cuando empiezan a sentarse y disponer de las manos libres, es un momento fantástico para hacerlo. Conoce más aquí.

¿Cuánto tarda en aprender un signo?

El tiempo de aprendizaje va a depender de varios factores. Por un lado, del nivel de desarrollo del bebé. Por ejemplo, no es lo mismo un bebé pequeño que sus habilidades motoras finas no las tiene desarrolladas como un bebé de un año, quién aprenderá a signar antes. Por otro lado, su propio ritmo de desarrollo. Hay niños que con 9 meses ya andan y otros que empiezan a los 16, o hay niños que empiezan hablar antes que otros. Lo mismo sucede con los signos, habrá niños que los aprendan rápido y otros que tarden más. También influye en un grado importante el nivel de exposición. Si somos constantes, por tanto, exponemos más al bebé a los signos, aprenderá antes que si le enseñamos de uvas a peras. También influye, si hay varios adultos o no que le enseñe los signos.

Mi hijo ya habla o es demasiado pequeño, ¿es útil que le enseñe?

Tal como he comentado, es sobre los 6-9 meses de edad que puede empezar a mostrar señales que indican que está preparado para aprender a signar. Sin embargo, podemos encontrar videos en You Tube de bebés signando con apenas 2-3 meses. No es lo normal, seguramente se trate de bebés de familias no oyentes por parte de uno o los dos progenitores.

Pero , enseñarle los signos desde el principio, le va a facilitar al aprendizaje temprano. Cuando empezamos a enseñar los signos a partir de que muestran las señales, el tiempo de aprendizaje dependerá de los factores que ya he mencionado en la pregunta anterior. Si además ya ha recibido esa información desde más pequeño, va a ser más rápido.

En el caso de que tu hijo ya sea mayor, va a tener muchos beneficios. Desde fomentar el bilingüismo, estimular la lectoescritura, superar barreras físicas que impiden la comunicación… Aquí podrás conocer en mayor profundidad los beneficios.

¿Puede retrasar el desarrollo del habla?

Es una duda muy común, y es que es normal pensar que si nuestro bebé aprende a comunicarse con señas, luego no tenga la necesidad de hablar. Sin embargo, sucede todo lo contrario.

Un dato importante es que cuando enseñamos los signos, lo hacemos repitiendo la palabra y varias veces. Sino fuera así, si podría haber un retraso en el habla. Al repetirle más las palabras, está más expuesto al lenguaje, por tanto, recibe un mayor estimulo para el desarrollo del habla. Por otro lado, como el aprendizaje es vivencial, lo realiza con el cuerpo, gracias a la memoria muscular, la información queda grabada de forma más profunda y más duradera.

Además, hay estudios que avalan los buenos resultados. (Joseph García), (Linda Acredolo y Susan Goodwyn).

Te invito a leer el post sobre como el baby signs potencia el desarrollo lingüístico.

¿Cómo es la lengua de signos para bebés?

No hay una lengua de signos específica para bebés. El origen se da en EEUU, por tanto, la lengua usada en el método original es la lengua de signos americana (ALS). Joseph García es quien creo esta técnica y a partir de la lengua se signos americana, adaptó los más complicados a gestos más sencillos para que los pudieran hacer los bebés. Pero luego, cada familia puede optar por la lengua de signos que prefiera, la americana o la de su país o comunidad.

¿Se puede aplicar el Baby Signs con niños que tengan alguna dificultad o retraso en el desarrollo?

Cuando se ha utilizado en niños con NNEE, ha habido resultados sorprendentes. Al tener dificultad en comunicarse, les genera mucha frustración y dotarles de una herramienta que les permita transmitir sus necesidad y deseos va a reducir estas situaciones, reforzar la confianza en sí mismos.

Espero que con esto, tus dudas queden resueltas y que te animes a ponerlo en práctica con tu hijo. La complicidad que se crea es mágica.

Y si todavía tienes alguna pregunta, déjala en comentarios y te contestaré.

COMPARTE!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
× ¿Cómo puedo ayudarte?